Viewing posts from : enero 2020



Desde el 02 al 06 de marzo de 2020 en la Facultad de Ciencias Exactas y Tecnología, Universidad Nacional de Tucumán, en Av. Independencia Nº 1800, San Miguel de Tucumán. El laboratorio de Computación Científica, Departamento de Ciencias de la Computación, Facultad de Ciencias Exactas y Tecnología, Universidad Nacional de Tucumán organiza Machine Intelligence. La Fundación Sadosky auspicia la realización de este encuentro por la relevancia de la temática.

Este Workshop Internacional tiene como objetivo principal abordar 4 aspectos fundamentales:

Realizar un curso en Machine Learning, dirigido a estudiantes, jóvenes investigadores, personal técnico, emprendedores, etc

Involucrar a las personas encargadas de tomar decisiones y partes interesadas dentro de diferentes disciplinas a participar con el objetivo de fomentar el uso de estas técnicas de Inteligencia Artificial en sus campos de acción.

Mostrar cómo la Inteligencia Artificial puede dar solución a problemáticas regionales y/o locales concretas. Para esto se espera propiciar un espacio de análisis de las necesidades de la comunidad para entender y proponer soluciones basadas en Inteligencia Artificial.

Fomentar aplicaciones, transferencias de conocimiento y emprendedorismo con empresas de relevancia local y regional. Generar lazos concretos de cooperación entre los sectores presentes.

Para conocer todas las actividades del Workshop 

ingresar acá.

La gestión de la Propiedad Intelectual como ventaja competitiva para el desarrollo de Latinoamérica. Profesionales reciben conocimiento para promoverlos en toda la región.


El Instituto Nacional de la Propiedad Industrial (INPI) junto a la Organización Mundial en Propiedad Intelectual (OMPI) y a la Universidad de San Andrés (UdeSA) lanzaron la tercera edición de la Maestría en Propiedad Intelectual & Innovación, que instruye a los profesionales en la gestión de activos intangibles y de conocimiento, promoviendo así el desarrollo sostenible y eficiente de ecosistemas innovadores en toda la Argentina y Latinoamérica.

De esta manera, con la Maestría se busca ofrecer formación en los diversos tipos de propiedad intelectual (PI) y entrenamiento práctico sobre cómo ponerlos al servicio de la innovación y la difusión de tecnologías. Además, proveer los elementos teóricos y prácticos necesarios para lograr el mejor aprovechamiento económico y social de los activos intangibles. Asimismo, educar en los aspectos fundamentales de la propiedad intelectual con la visión de acelerar el desarrollo e innovación en nuestra región.

Los aspirantes deben contar con título de grado de alguna universidad reconocida y tener un nivel de inglés competente. Cabe destacar, que esto se exige debido a que algunas clases de profesores invitados podrán ser dictadas en este idioma y dentro de la bibliografía obligatoria y algunos estudios de casos también.

El programa es intensivo y se cursa del siguiente modo: Fase previa virtual del 1 de febrero al 31 de marzo, 2020 y una Fase presencial en las sedes de UdeSA en Buenos Aires del 3 de abril al 7 de octubre 2020, con un receso de dos semanas: del 21 de julio al 3 de agosto 2020. En cada trimestre, los estudiantes asistirán a cursos obligatorios de lunes a jueves por la mañana. Las sesiones de la tarde continuarán con tutoriales y tiempo de investigación. Algunas noches, así como los viernes y sábados por la mañana están reservados para la elección de cursos optativos entre las materias de otros programas de postgrado de la UDESA. Habrá 12 materias obligatorias (6 por trimestre) que se enfocarán en los principios de la PI en el contexto nacional, regional e internacional, con una aplicación práctica y real, y con énfasis en la región de América Latina.

En las dos ediciones anteriores se recibieron un total de 221 profesionales (abogados, ingenieros, comunicadores sociales, biólogos, administradores de empresa y relacionistas laborales), provenientes de Venezuela, Brasil, Perú, Chile, Bolivia, Uruguay, Colombia, Ecuador, Guayana Francesa, Guyana, Surinam y Argentina, entre otros.

CURSADA
FASE VIRTUAL
En la primera fase, el alumno cursará dos módulos a distancia ofrecidos por la Academia de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI), que servirán como requisito previo para la capacitación y nivelación de futuros estudiantes (ambos diseñados y evaluados por profesores de la OMPI).

FASE PRESENCIAL
Los estudiantes asistirán a cursos obligatorios de lunes a jueves por la mañana. Las sesiones de la tarde continuarán con tutoriales y tiempo de investigación.
Habrá 12 materias obligatorias que se enfocarán en los principios de la PI en el contexto nacional, regional e internacional, con una aplicación práctica y real, y con énfasis en la región de América Latina.


TRABAJO FINAL
Los alumnos presentan un trabajo final dando cuenta de una aplicación innovadora en un caso particular, sea en lo privado o en lo público, a nivel empresario o nacional, desarrollando un caso real y una estrategia para mejorar la gestión de la propiedad intelectual del caso.

El Directorio del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) ha resuelto llevar a cabo una Convocatoria de Cargos de la CPA .

INDYA – Profesional para operar espectrómetro de masas con acelerador – Del 20 de enero de 2020 al 7 de febrero de 2020 – JUJUY

INSTRUCTIVO – POSTULACIONES CPA

Las postulaciones a cargos de la Carrera del Personal de Apoyo (CPA) se realizaran a través del Sistema Integral de Gestión y Evaluación (SIGEVA). Usted deberá registrarse en dicho Sistema (en caso que no lo haya realizado nunca) y con su usuario podrá postularse a tantos concursos como crea conveniente. En este link podrá ver los concursos abiertos para ingresar a la Carrera del Personal de Apoyo:

https://convocatorias.conicet.gov.ar/profesional-y-tecnico-de-apoyo/

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) está ejecutando la operación antes mencionada. Para esta operación, el BID tiene la intención de contratar los servicios de consultoría descriptos en esta Solicitud de Expresiones de Interés. Las expresiones de interés deberán ser recibidas usando el Portal del BID para las Operaciones Ejecutadas por el Banco http://beo-procurement.iadb.org/home antes del 31 de enero de 2020 a las 5:00 P.M. (Hora de Washington DC).

Los servicios de consultoría (“los Servicios”) incluyen evaluar las capacidades de las instituciones responsables de la gobernanza minera en Jujuy, para identificar acciones que permitan mejorar la calidad del servicio a los ciudadanos y empresas y el desempeño económico y socioambiental del sector minero provincial, y apoyar actividades de comunicación estratégica.

Las firmas consultoras elegibles serán seleccionados de acuerdo con los procedimientos establecidos en el Banco Interamericano de Desarrollo: Política para la Selección y Contratación de Firmas Consultoras para el Trabajo Operativo ejecutado por el Banco -GN-2765-1. Todas las firmas consultoras elegibles, según se define en la política, pueden manifestar su interés. Si la Firma consultora se presentara en Consorcio, designará a una de ellas como representante, y ésta será responsable de las comunicaciones, del registro en el portal y del envío de los documentos correspondientes.

El BID invita ahora a las firmas consultoras elegibles a expresar su interés en prestar los servicios descritos a continuación donde se presenta un borrador del resumen de los Términos de Referencia de esta asignación. Las firmas consultoras interesadas deberán proporcionar información que indique que están cualificadas para suministrar los servicios (folletos, descripción de trabajos similares, experiencia en condiciones similares, disponibilidad de personal que tenga los conocimientos pertinentes, etc.). Las firmas consultoras elegibles se pueden asociar como un emprendimiento conjunto o en un acuerdo de sub-consultoría para mejorar sus calificaciones. Dicha asociación o emprendimiento conjunto nombrará a una de las firmas como representante.

Las firmas consultoras elegibles que estén interesadas podrán obtener información adicional en horario de oficina, 09:00 a.m. – 5:00 PM (Hora de Washington DC), del 21/01/2020 al 27/01/2020, mediante el envío de un correo electrónico a: martinw@iadb.org

Banco Interamericano de Desarrollo

División: Sector de Infraestructura y Energía – INE/INE, Clúster de Minería, Geotermia e Hidrocarburos (MGH)

Atención: Sr. Martín Walter, Jefe del Equipo del Proyecto

Av. Pedro de Valdivia 0193, Piso 10. Providencia, Santiago de Chile

Tel: +56 22431-3726

Email: martinw@iadb.org

Sitio Web: www.iadb.org

Resumen de los Términos de Referencia

El objetivo de la consultoría es relevar información crítica sobre el ecosistema institucional de gobernanza minera en Jujuy para direccionar acciones para que el sector minero genere mayores beneficios sociales, ambientales y económicos para la provincia, y conocimiento de utilidad a otras jurisdicciones. En un plazo aproximado de 75 días, la firma consultora deberá:

1. Realizar una serie de diagnósticos institucionales que permitan establecer la situación actual de la gobernanza minera en la provincia, incluyendo el análisis de aspectos estratégicos y funcionales, recursos humanos, financieros y equipamientos. Esto, utilizando como referencia estándares y mejores prácticas nacionales e internacionales. Finalmente, se propondrán acciones aplicables en el corto, mediano y largo plazo y recomendaciones para gestión del cambio que permitan mejorar la calidad de la gobernanza minera.

2. Generar insumos asociados para la comunicación estratégica del proyecto AR-T1218.

La Ing. Bárbara Tomadoni, del grupo de Materiales Compuestos Termoplásticos del INTEMA (UNMdP – CONICET), ha sido seleccionada por el MIT Technology Review en español como una de los finalistas del “Innovadores menores de 35 Latinoamérica 2019”.

Su proyecto, por el cual ha sido una de las elegidas para obtener el premio que entrega el Instituto Tecnológico de Massachusetts, tiene un objetivo importante para el cuidado del medio ambiente: disminuir el uso de agua y fertilizantes en la actividad agropecuaria a partir del empleo de biogeles hidroabsorbentes; un reto no menor teniendo en cuenta que el 69% del agua que se extrae de la tierra se destina a la agricultura y a la ganadería, según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura.

Estos hidrogeles son polímeros que tienen la capacidad de absorber y ceder grandes cantidades de agua y otras soluciones acuosas sin disolverse. En los últimos 20 años, se han llevado a cabo ensayos que confirman que el uso extensivo de polímeros hidroabsorbentes mejoran la capacidad del suelo de retener el agua, favoreciendo el crecimiento de las plantas. Al mezclarse el polímero con el suelo se aprovecha mejor el agua de lluvia o riego, al evitar la pérdida por filtración o evaporación. Estos factores mejoran la actividad biológica y aumentan la producción agrícola, por lo que la utilización de este polímero permite la recuperación de zonas semiáridas o terrenos de cultivos abandonados y poco fértiles.

Los hidrogeles que propone desarrollar Tomadoni, ingeniera química y en alimentos y doctorada en preservación de alimentos por la UBA, son una alternativa bío basada en polímeros de origen natural, como el alginato de sodio, procedente de algas marinas, y el quitosano, extraído del exoesqueleto de los crustáceos, para reemplazar a las opciones actuales disponibles en el mercado, factibles de contaminar tierras y cultivos y difíciles de degradar para el suelo. Hasta el momento, se han realizado pruebas de laboratorio sobre plantas de lechuga que al provocarles un fuerte estrés hídrico que emula al de la sequía, ha arrojado muy buenos resultados.

Bárbara Tomadoni, representante de este proyecto basado en la reutilización de desechos marinos para el desarrollo de un producto con alto contenido de valor agregado, fue una de los 2 mil jóvenes innovadores que encabezan proyectos en biotecnología y medicina, energía y sustentabilidad, nanotecnología y materiales, software, inteligencia artificial y robótica, computer & electronic hardware, internet & web, transporte y telecomunicaciones, postulados en esta edición del premio Innovator Under 35 del MIT. Para participar se abrieron dos vías: que los propios innovadores se postulen o que alguien más los nomine. La selección de los finalistas llevó un año y estuvo a cargo de una red de jueces especializados en las distintas temáticas.

Entre los finalistas latinoamericanos, hay cuatro argentinos – además de la Ing. Tomadoni -: David Trejo Pizzo, ingeniero informático y postulado por haber desarrollado un chip diminuto que puede emular la capacidad de procesamiento de una red de 150 mil neuronas; Facundo Carrillo, CTO de la empresa Sigmind y desarrollador de una app para colaborar con el trabajo de los psiquiátricas, y Demian Brener, cofundador de OpenZeppelin, una compañía que se propone acelerar la adopción del blockchain y las criptomonedas y para eso se encarga de ofrecer la seguridad informática pertinente. Los ganadores de la 30° edición latinoamericana serán conocidos el jueves 30 de enero, en la ciudad de México, donde estarán presentes todos los finalistas.

El sistema envasa leche fluida, la pasteuriza y la enfría al punto de garantizar condiciones óptimas de inocuidad para su comercialización en circuitos de proximidad. Fue diseñado por especialistas de la UBA y del Instituto de Investigación y Desarrollo Tecnológico para la Agricultura Familiar del INTA en la Región Pampeana.

Si bien el Código Alimentario Argentino prohíbe la venta de leche no pasteurizada para consumo desde 1963, estudios del sector indican que es una práctica registrada en todas las cuencas lácteas del país y estiman que el 15 % del mercado nacional de leche pertenece al sector informal, categoría que comprende a los circuitos cortos de producción y consumo de leche fluida sin pasteurizar. Por su parte, en países en vías de desarrollo como los de América Latina, se calcula que el mercado informal alcanza el 80 %.

Frente a esta problemática, especialistas del Instituto de Investigación y Desarrollo Tecnológico para la Agricultura Familiar del INTA (IPAF) Región Pampeana y de la UBA desarrollaron un equipo –el primero del país– que envasa leche fluida, la pasteuriza y la enfría al punto de garantizar condiciones óptimas de inocuidad para su comercialización directa en las zonas de proximidad. La novedad del sistema radica en que la pasteurización se realiza dentro del envase utilizado para la comercialización.

Marcos Hall, director del IPAF Región Pampeana, destacó el impacto productivo y social de la innovación: “Comprende desde el trabajo de las familias, que son las adoptantes directas de la tecnología, hasta los consumidores de leche, sumado a una articulación de actores públicos y productivos, cuyas agendas de trabajo se alinearon en respuesta a una demanda social de primera necesidad, como es el acceso a la leche”.

El consumo de leche sin una pasteurización controlada puede provocar el contagio de enfermedades zoonóticas como tuberculosis y brucelosis, y la ingesta de escherichia coli a través de alimentos, una de las causas del Síndrome Urémico Hemolítico en poblaciones de alto riesgo, como niños menores de cinco años.

Sergio Justianovich, investigador del IPAF Región Pampeana, detalló que el sistema promueve la humanización del trabajo y la mayor eficiencia de los sistemas productivos lácteos regionales. “Como innovación, brinda la posibilidad de formalizar la producción existente y asegurar la calidad e inocuidad de la leche obtenida, a través de un equipo que tiene costos operativos muy competitivos frente a los costos de elaboración de otros productos”, explicó.

Diseñada como alternativa para la pequeña escala, la tecnología fortalece las cadenas cortas de agregado de valor con beneficios para productores y consumidores, debido a que un litro de leche comprada en origen cuesta hasta un 40 % respecto del precio de góndola. En tanto, el productor obtiene un 400 % más de rentabilidad que si la vende a la industria.

De acuerdo con Edurne Battista, quien también trabaja como investigadora en el IPAF Región Pampeana, la innovación “contribuye a la producción de alimentos sanos dentro de las economías regionales, al tiempo que genera condiciones para descentralizar las producciones y fomenta mercados de proximidad más eficientes desde el punto de vista de la calidad de los alimentos y desde la dimensión energética”.

Diseñada como alternativa para la pequeña escala, la tecnología fortalece las cadenas cortas de agregado de valor con beneficios para productores y consumidores.

Innovación única en el país

Basado en el principio de funcionamiento de la pasteurización en bolsa, el equipo desarrollado por el INTA y la UBA fue proyectado para circuitos de comercialización en los que la leche recorre cerca de 20 kilómetros entre el productor y el consumidor, cuando la media para un circuito de cadena larga es de 750 kilómetros.

“La pasteurización en bolsa ha sido experimentada y validada en diferentes partes del mundo, impulsada por el Departamento de Lechería de FAO desde el año 2000, bajo la denominación sistema de pasteurización Milkpro”, especificó Justianovich.

A diferencia de los equipos convencionales que pasteurizan la leche cruda en un módulo y después la envasan en otro, el modelo patentado por el INTA y la UBA invierte los pasos –envasa y pasteuriza ya leche envasada–, en una secuencia que evita la recontaminación después de la pasteurización.

Debido a que es la primera vez que se utiliza este principio en el país, tanto el equipo como el proceso representa una novedad y requirieron la aprobación de la Comisión Nacional de Alimentos (CONAL) a fin de validar el método de pasteurización en base a lo indicado en el Código Alimentario Argentino (CAA).

El modelo patentado por el INTA y la UBA envasa y pasteuriza ya leche envasada, en una secuencia que evita la recontaminación después de la pasteurización.

Fernando Ocampo, investigador del IPAF, indicó que el modelo presentado es también una alternativa tecnológica novedosa para la producción láctea a baja escala, si se tiene en cuenta que la mayoría de los equipos que se comercializan para envasar y pasteurizar leche están proyectados para volúmenes de procesamiento de mediana y gran escala.

Por su parte, Gervasio Cieza, técnico de la agencia de extensión rural del INTA en San Vicente –Buenos Aires–, destacó que el sistema tiene una capacidad de procesamiento de 20 litros por ciclo por hora, definida a partir de una serie de talleres realizados en establecimientos lácteos junto con los productores. En tanto, los equipos de menor capacidad de procesamiento disponibles en el mercado nacional tienen un potencial de trabajo de 300 litros por hora.

El antecedente más cercano al sistema desarrollado es un prototipo construido por el Comité Ejecutivo de Desarrollo e Innovación Tecnológica (CEDIT) en Misiones, que se adapta a la pequeña escala (10 litros por ciclo) y funciona de manera convencional.

A diferencia de su antecedente, el equipo desarrollado por el INTA y la UBA incorpora aspectos de inocuidad en la etapa de envasado y mejora la calidad de la leche, a partir de la posibilidad de automatizar esta etapa.

Gabriela De Noya, investigadora del Instituto de Tecnología de Alimentos del INTA, explicó que las evaluaciones de calidad del producto indicaron que la leche es apta para consumo y que, luego del tratamiento de pasteurización, su Vida Útil Sensorial es de 8,5 días y la Microbiológica de siete días, parámetros que exceden el límite estipulado por el CAA que limita su consumo al día cinco. “Este resultado se obtuvo en leche almacenada a 8 °C, temperatura más desfavorable admitida por el CAA”, especificó De Noya.

La importancia de hacer alianzas

El proyecto se inició en 2011 a través de un convenio de Comisión de Estudios entre el IPAF Región Pampeana y la Facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo de la UBA. Este diseño se basó en el modelo desarrollado por el CEDIT, organismo con el que se mantiene una relación de cooperación técnica hasta la actualidad.

Con participación activa de diseñadores industriales e ingenieros mecánicos, se construyó el primer prototipo experimental y en 2016 comenzaron a realizarse los estudios centrados en la usabilidad, a partir del análisis de los tres módulos que componen el sistema. También se verificó el comportamiento mecánico, eléctrico e hidráulico.

Posteriormente, entre 2017 y 2018, los módulos de pasteurizado y enfriado fueron evaluados en condiciones de laboratorio en el Instituto de Tecnología de Alimentos del INTA. Las pruebas se realizaron bajo los métodos establecidos en el CAA.

Por estos días, se avanza en la firma de un convenio de transferencia con dos pymes de Entre Ríos –pertenecientes a la Cámara Argentina de Fabricantes de Maquinarias para la Agricultura Familiar– que construirán los primeros equipos comerciales.

El equipo incorpora aspectos de inocuidad en la etapa de envasado y mejora la calidad de la leche.

Manual de funcionamiento

El sistema está compuesto por tres módulos –de ensachetado, pasteurizado y enfriado, respectivamente–, conectados por cuatro canastos que contienen las bolsas de polietileno preformadas con el objetivo de facilitar su manipulación durante el proceso.

El procedimiento requiere el trabajo de una persona y consiste en dosificar la leche cruda en las bolsas de polietileno, a través de la puesta en funcionamiento de una bomba que dosifica un litro desde el tanque hasta el envase. Los envases son inmediatamente sellados, tratados a 63 °C durante 30 minutos en un pasteurizador batch.

Luego, se colocan en un batch de 40 litros de agua a 16 °C durante cinco minutos para bajar la temperatura a 30 °C y, finalmente, son enfriados durante 25 minutos más en otro batch de iguales condiciones que el primero, pero con el agregado de 8,5 kilos de hielo. A continuación, se conservan en la heladera a la temperatura de referencia (8 °C) indicada por el CAA.

El tamaño de los módulos (ancho, largo y alto) y su interfase (acciones necesarias asociadas con el uso) están diseñados para ubicarse en una mesada convencional de una sala de procesamiento de alimentos.

En el diseño, también se tuvo en cuenta que sea de fácil limpieza y, bajo esta premisa, la única parte que está en contacto directo con la leche es la unidad utilizada para el llenado del sachet. “Este último aspecto repercute en una relación muy baja entre litros de leches procesados y efluentes generados (1/0.1 litros)”, valoró Raquel Ariza, investigadora de la carrera de Diseño Industrial de la UBA.

El sistema está diseñado para poder construirse en talleres especializados en el rubro alimenticio/lácteo, con materiales y mano de obra local, y uso de partes estándar, a fin de disminuir los costos de fabricación y logística y de facilitar las reparaciones en el lugar.

Buscamos docentes para dictar capacitaciones presenciales sobre fundamentos de la programación y su didáctica a docentes de nivel primario, secundario o terciario, equipos de conducción de instituciones educativas y equipos técnicos jurisdiccionales de las diferentes provincias de nuestro país.

Cada capacitación tiene una duración de 40 horas totales, distribuidas en dos semanas no consecutivas. Las 20 horas correspondientes a cada bloque se distribuirán entre 4 jornadas de 5 horas cada una. Quienes se postulen tienen que tener disponibilidad para viajar.

Es requisito excluyente haber formado parte del equipo docente a cargo del dictado del curso “Programación y su Didáctica” de la Iniciativa Program.AR entre 2015 y 2019.

Postularse es muy fácil

Paso 1: leé las bases y condiciones.

Paso 2: tenés que grabar un vídeo sencillo, subirlo a Youtube y copiar el link en el formulario de inscripción. Es para conocerte y ver cómo das una clase de un ejercicio de programación. Grabate contando quién sos y simulando el dictado de la clase.

Paso 3: Mandá tu cv a info@program.ar

Paso 4: Completá el formulario y postulate.

Tenés tiempo hasta el 14 de febrero de 2020

La tecnología ayuda a perfeccionar y facilitar el trabajo de docentes y directores de escuela

Jorgelina, una niña de una escuela primaria pública de una de las áreas menos desarrolladas en las afueras de Montevideo, observa con atención la pantalla de su ordenador portátil. No la distraen las redes sociales ni los videos virales. Nada puede desviar su atención del pequeño ratoncito que corre a través de un complejo laberinto para atrapar un trozo de queso. El ratón, el laberinto y el queso son parte de un videojuego que ella diseñó y programó desde cero junto con otras seis compañeras de clase de 11 años de edad.

Como en Uruguay no hay suficientes maestros de primaria especializados que puedan guiar a los niños a través de los laberintos para aprender a codificar, Jorgelina y sus compañeros de clase reciben instrucción por parte de un docente remoto en un país vecino, Argentina. Los chicos también son asistidos por su docente principal como parte del proyecto Pensamiento Computacional, dirigido por el Plan Ceibal e implementado en todas las escuelas uruguayas de tiempo completo, modelo que recibe el apoyo del Banco Mundial.

Es de esperar que un día estas seis niñas contribuyan a aumentar la proporción de mujeres en los campos de la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas (CTIM), no solo en su país , sino en toda Latinoamérica.

Enseñar pensamiento computacional para ayudar a los niños a resolver problemas complejos de manera creativa y cooperativa o proveer software y hardware adecuados para facilitar reuniones productivas entre estudiantes en un aula y docentes que están a muchos kilómetros de distancia, son simplemente dos de las múltiples soluciones que la tecnología puede ofrecer para hacer frente a la crisis del aprendizaje.

Agrupada bajo la etiqueta de EdTech (tecnología para la educación), esta práctica puede desempeñar un papel relevante apoyando la lucha contra la llamada Pobreza de Aprendizaje. Este indicador, recientemente elaborado por el Banco Mundial, combina cobertura escolar y aprendizaje, mostrando el porcentaje de niños que no pueden leer y comprender plenamente un texto a la edad de 10 años.

Enfoque 360 para la educación

El indicador de Pobreza de Aprendizaje, así como el Informe de Desarrollo Mundial 2018, cuyo foco fue en la educación, sugieren que la tecnología –inteligentemente usada—no reemplazará sino que ayudará a perfeccionar y facilitar el trabajo que realizan los docentes y directores de escuelas.

Los equipos del Banco Mundial que trabajan en Educación en América Latina están contribuyendo a identificar oportunidades y soluciones en EdTech, tanto dentro de proyectos como a través de la creación y difusión de conocimiento. El archivo What’s brewing in EdTech (“Qué hay de nuevo en EdTech”, en inglés), un documento que los encargados de EdTech actualizan constantemente, muestra iniciativas en casi todas las diferentes áreas donde convergen educación y tecnología.

En Costa Rica, Guatemala y Uruguay, el Banco apoya actividades operativas vinculadas al diseño e implementación de Sistemas de Información de Gestión Educativa; se utilizan plataformas virtuales en un proyecto en Ecuador para mejorar y ampliar la formación docente; el aprendizaje de los estudiantes y la tarea de los docentes mejoran a través de plataformas adaptativas en la República Dominicana, a modo de algunos pocos ejemplos.

El software para Aprendizaje Adaptativo es una de las herramientas de EdTech más poderosas, que incluye soluciones basadas en la tecnología que analizan el desempeño de los estudiantes en tiempo real, y modifican los métodos de enseñanza de acuerdo con el ritmo y las necesidades de aprendizaje de cada niño. El Banco Mundial participa intensamente en un diálogo estratégico y técnico con el Ministerio de Educación de la República Dominicana. En asociación con McGraw Hill, el equipo ha estado trabajando en múltiples proyectos piloto para la incorporación de software adaptativo para la enseñanza de las matemáticas en 6º y 9º grados, lo que podrá ayudar al ministerio a mejorar sus inversiones como parte del programa República Digital y así canalizar más recursos hacia enfoques más complejos en apoyo de los docentes y aumento del aprendizaje.

Juan Baron, uno de los especialistas del Banco Mundial que trabaja en República Dominicana, señaló que lo que más le gusta de la tecnología adaptativa es que ayuda a los gobiernos a enfocarse plenamente en dos desafíos: el aprendizaje y el apoyo a los docentes. Comentó asimismo que este tipo de enfoque “no solo apoya software adaptativo sino también la gamificación (o ludificación del aprendizaje) que hace más atractivo el contenido para los estudiantes. También apoya a los docentes para que puedan enfocarse en los estudiantes que más lo necesitan: se transforma en la medida que los estudiantes plantean preguntas de diverso nivel, ayudando así a los docentes a responder a las necesidades de los estudiantes incluso cuando no estén usando el software”.

Superar los desafíos tecnológicos en América Latina

La producción de conocimiento en EdTech también ha sido fructífera en la región en los últimos años. Un trabajo de 2018 en Brasil exploró a fondo las competencias técnicas y digitales de los jóvenes para un mercado laboral cada vez más desafiante en el contexto del cambio tecnológico. El proyecto piloto Evoke en Colombia, se basó en narraciones, redes sociales y mecánicas de juegos para ayudar a los adolescentes de comunidades vulnerables a adquirir las competencias del siglo XXI necesarias para convertirse en líderes de innovación social y resolver problemas complejos en sus comunidades locales.

Por supuesto que existen todavía muchos retos para que las tecnologías en educación tengan un profundo impacto en el aprendizaje en América Latina, una región que necesita transformar profundamente e incrementar las oportunidades de aprendizaje, como lo demuestra su promedio de 51% en Pobreza de Aprendizaje y la media del 0,55 en el Índice de Capital Humano.

Los recientes resultados del PISA 2018 también confirman la magnitud de los desafíos que enfrenta el aprendizaje: en promedio, un estudiante de 15 años en América Latina muestra tres años de rezago en lectura, matemáticas y ciencia, comparado con un estudiante en algún país de la OCDE.

Afortunadamente, muchos gobiernos regionales son conscientes de este reto. Durante un taller reciente sobre Infraestructura Digital para la Educación, realizado por la Fundación EkStep en Bangalore, India, funcionarios de los gobiernos de Costa Rica y Perú identificaron desafíos concretos en sus sistemas educativos y posibles soluciones que fueron presentadas no como piezas aisladas sino en conjunto.

Un aspecto clave fue subrayado por Renata Lemos, especialista del Banco Mundial que participó en la actividad: “La belleza de Sunbird, con sus microservicios, y la infraestructura digital de Ekstep, es que nos obliga a pensar cómo debemos estructurar las soluciones digitales en la educación como un todo y no simplemente como soluciones aisladas a los problemas que podría enfrentar el sector”. Y luego agregó: “Trabajamos con el objetivo de entender cómo se pueden estructurar estas soluciones de manera tal que las infraestructuras digitales de los países puedan seguir evolucionando y mejorando, y ofrecer bases sostenibles no solo para las soluciones digitales de hoy sino para aquellas que quieran agregarse en el futuro”.

Los debates, conocimiento y servicios en EdTech siguen creciendo y ampliándose dentro del Banco Mundial, a medida que los gerentes de proyectos aprenden de los obstáculos y soluciones de sus colegas y de las contrapartes en los gobiernos de los países en donde trabajan.

La meta es una: asegurar que el uso de la tecnología en los entornos educativos mejore los aprendizajes. Al igual que Jorgelina y sus amigas en la escuela uruguaya, que lograron descifrar los secretos de la codificación para que el ratón encontrara el queso, nosotros necesitamos pensar en forma creativa para innovar y cooperar para alcanzar el éxito.

El Comité Organizador del XI Congreso Iberoamericano de Indicadores de Ciencia y Tecnología -que tendrá lugar en Lisboa del 8 al 10 de septiembre de 2020- invita a investigadores, profesionales, profesores e interesados en el tema a presentar propuestas de ponencias relacionadas con 13 paneles temáticos en torno a los cuales se estructurará el programa del encuentro. Estos paneles, tienen como finalidad la ampliación del universo de discusión en torno a un abordaje interdisciplinario de algunos de los temas clave en la construcción de indicadores.

Las sesiones temáticas tratarán sobre:

  • Particularidades de los Indicadores de ciencia, tecnología e innovación en Iberoamérica
  • Características locales y comparación mundial Impacto social de la ciencia y la tecnología: ¿qué información pueden ofrecer los indicadores?
  • Sociedad de la información: 15 años después del Manual de Lisboa, ¿cuáles son los desafíos de medir la sociedad digital?
  • Indicadores de género, ciencia, tecnología e innovación
  • Indicadores de producción científica, acceso abierto y nuevas tecnologías
  • Indicadores de vinculación de instituciones con su entorno
  • Indicadores de innovación. De Bogotá a Oslo 4 y cómo medir el impacto económico de la ciencia y la tecnología
  • Indicadores de cultura científica percepción y apropiación social de la ciencia y la tecnología
  • Movilidad de investigadores. Geográfica (dentro y fuera del país) y sectorialmente
  • Medición de las vocaciones científicas, formación profesional y el acceso a las carreras de ciencia y tecnología
  • Los indicadores de educación superior y su importancia para la medición de la ciencia y la tecnología
  • Indicadores y evaluación de la actividad científica
  • El futuro de los indicadores: ¿cómo se accede, procesa y visualiza la información estadística? ¿Cómo aprovechar nuevas fuentes y técnicas de procesamiento (datos administrativos, big data, web scrapping)?

Las propuestas que se presenten serán evaluadas por el Comité Académico del XI Congreso. De acuerdo con su calidad y sus contenidos, los evaluadores definirán qué presentaciones serán incluidas en los paneles -y en cuáles de ellos- y qué presentaciones serán aceptadas como pósters.

La fecha límite para la presentación de propuestas será el 31 de marzo de 2020. Estas deberán ser enviadas por correo electrónico, antes de la fecha indicada, a la siguiente dirección de correo: ricyt@ricyt.org. Los resultados de la evaluación serán informados por correo electrónico durante mayo de 2020. Los autores de las ponencias aceptadas deberán enviar los trabajos completos antes del 15 de agosto de 2020 para su edición y difusión durante el Congreso y a través del sitio web.

Requisitos para el envío de trabajos

Un completo informe de cuatro años de gestión, elaboró recientemente el Ministerio de Educación de Jujuy que conduce la doctora Isolda Celia Calsina. Una pequeña edición gráfica y un soporte magnético en dvd, contienen el desarrollo de lo que las autoridades han definido como ejes del trabajo: calidad, equidad, inclusión, innovación y transparencia.

Ver informe: